Aug
20
2014

¿Qué sistema de medición sirve para el sector automóvil?

Laser Tracker Vantage de FARO

La producción de automóviles hoy en día es en gran medida un proceso totalmente automatizado. Especialmente en cuanto se refiere a la construcción de la carrocería, el trabajo manual sólo requiere muy poca labor. Asegurar que la transferencia de componentes se lleva a cabo de forma eficiente es crucial, por lo que los componentes elaborados se transportan dentro de la prensa a la siguiente etapa de producción.

Independientemente de si el logo es de VW, Audi, Ford, Fiat, Mercedes, Rolls Royce, BMW o Porsche y, sin importar en qué país el automóvil ha sido montado, los materiales utilizados, como por ejemplo una lámina de metal o aluminio, que se corta, estampa, o se transforma en forma de estructura, el resultado es fabricado siempre por las prensas multi-tonelada Schuler.

Rainer Graf, responsable de la inspección de mecánica de los sistemas en las instalaciones del cliente, destaca: “A través del contacto directo con el cliente, somos responsables para abordar los problemas en su raíz y para la inspección de los sistemas nuevos o reparados”. Graf y sus colegas están siempre en el campo de la inspección de los pasos individuales intermedios incluidos en el montaje del sistema, verificando la geometría de prensa, y garantizando que la prensa no sólo se construye de acuerdo con el plan, sino que también se integra a la perfección en el vigente entorno de producción.

Un ejemplo típico es el contrato que mantiene con los principales fabricantes de automóviles, en donde,además de modificar sus prensas para acomodar un nuevo modelo de vehículo, también debe actualizar el transporte del componente para satisfacer las normas técnicas vigentes. Para ello, Schuler utiliza un nuevo sistema de transferencia electrónica de 3 ejes. Dicho sistema tiene una salida notablemente mayor, con un impacto crítico en el aumento la eficiencia y la rentabilidad. Una característica decisiva del sistema es su probada unidad de alimentación directa. Se basa en los reguladores de alta dinámica y los resultados son un aumento dramático de la velocidad, que se puede escalar para satisfacer las necesidades del cliente en el entorno de producción dado. Es también diseñado para ser altamente flexible, lo que resulta en tiempos de modificación corto.

Es evidente que un sistema de prensa de hasta 30 metros de longitud debe ser colocado exactamente en la correcta posición dentro de la nave de producción. Incluso los componentes individuales en el correspondiente transporte se deben colocar con total exactitud y al milímetro para que encajen perfectamente con el equipo de producción.

En el pasado, Schuler utilizaba sistemas de medición ópticos convencionales para esta exigente tarea. Hoy, sin embargo, la medición de dicha labor se asigna a un FaroArm Platinum o un FARO Laser Tracker Vantage. Por encima de todo, Rainer Graf valora estos sistemas para su movilidad. No sólo pueden ser fácilmente transportados al sitio donde se encuentra el equipo, se pueden establecer de forma rápida y fácil en la cadena de producción de la sala para generar resultados de medición de alta precisión con el mínimo esfuerzo.

laser_tracker_faro_automocion_schuler_2

“Cuando se trata de una prensa individual de hasta un máximo de 2 metros, el FaroArm es más rápido y más flexible. Con prensas grandes, tenemos que usar el láser Tracker “, afirma Rainer Graf. Debido a su volumen de trabajo esférico de hasta a 160 metros, es capaz de manejar incluso la mayor de las máquinas y sistemas mecánicos, lo que permite la medición exacta con una tolerancia de 0,015 mm por metro. Además, el Laser Tracker puede ser utilizado en combinación con el FaroArm, así que los ingenieros en el sitio tienen aún más un sistema de medición dinámico, flexible, que pueden configurar de manera óptima para hacer frente a una amplia gama de tareas de medición.

Rainer Graf ofrece una evaluación realista: “El Laser Tracker no puede sustituir totalmente los procedimientos de medición convencionales. Pero ofrece ventajas concretas cuando se trata de un ajuste fino, la inspección y procedimientos de aceptación directamente en el sitio donde la medición convencional y la tecnología llega a sus límites “.

Ello es especialmente cierto en la fase finalización de un proyecto. Esto es porque en la prueba de aceptación en fábrica, se debe asegurar que todo quede bien y funcione a la perfección. Al igual que en muchas otras industrias, el ritmo de desarrollo de la industria automotriz está creciendo cada vez más rápido. Los ciclos de tiempo desde el principio hasta el mercado son cada vez más cortos y determinan en general el proceso, que a su vez afecta a la máquina y también a la ingeniería de sistemas. Con la combinación de la flexibilidad y precisión del sistema de medición de FARO, Schuler ahorra un valioso tiempo de trabajo durante la instalación y puesta en marcha, llegando así a sus metas más rápidas y con menores costos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *